ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

Manipuladores…

Lo que está sucediendo entre Vox y la prensa española recuerda mucho al trato que se le dio a la formación liderada por Santiago Abascal antes de las últimas elecciones generales o al que la empresa española dio, también, a Donald Trump justo antes de ser elegido presidente de EEUU.

Pero lo que parece ya alucinante es el artículo que hoy dedica el diario ‘El Mundo’ a la amistad entre Luis Alfonso de Borbón por lo que pretenden dejar entrever de ella con ciertas frases que suenan bastante manipuladoras cuando se leen.

En esta información aprovechan una cita para comer entre Luis Alfonso de Borbón y Santiago Abascal para cargar contra ellos, sobre todo contra Luis Alfonso. Referirse a él como “el bisnieto del dictador salió unos minutos más tarde” suena bastante mal y busca dar una mala imagen de él que no buscan con otros como por ejemplo Pablo Iglesias al que podrían llamar “el h¡jo del miembro de los FRAP” o de muchos políticos socialistas a los que podrían referirse también como “nietos o hijos de falangistas“.

Pero lo que ya es vergonzoso es cuando hablan de él y su relación con los movimientos provida o su reciente participación en el Congreso Mundial de las Familias, algo que para ‘El Mundo’ debe ser una especie de pecado mortal al referirse de esta forma a esos congresos: “Además de equiparar los abortos con los homicidios, siempre esconden un pero cuando hablan de homosexualidad. El propio alcalde de Verona lo dejó claro el día de la inauguración: “No tengo nada contra los gais, pero no tienen nada que ver con el concepto de familia“.

Y todo ello en un artículo titulado: “Luis Alfonso de Borbón se refugia en sus amigos de Vox“. Vamos que leyendo este tipo de artículos uno se da cuenta que la campaña electoral ha comenzado y algunos medios ya se van posicionándose para el reparto de tarta que haya cuando se decida dónde va a parar la publicidad institucional.

Cualquiera que lo lea puede pensar que, en lugar de comer juntos dos personas que se conocen, han comido juntos dos mafiosos que están decidiendo de que forma se reparten la ciudad. Si ese artículo se hubiera referido a una comida de algún líder de cualquier otro partido político con cualquier otra persona famosa, estén seguros que los términos utilizados no habrían sido los mismos.

Y, por cierto, sí. A los que estamos en contra del aborto nos parece que matar a un bebé no nacido es un homicidio. ¿O no calificaba también ‘El Mundo’ como bebés a los niños que las mujeres embarazadas han perdido a causa de la listeriosis?

Enlace directo al artículo de ‘El Mundo’

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL

3 Comentarios

Comments are closed.