Rufián
Bertín Osborne y Gabriel Rufián
ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO
ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM
ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

Bertín Osborne ha levantado una gran polvareda en las redes sociales tras afirmar en una reciente entrevista que no existía la desigualdad entre hombres y mujeres en la España actual, algo con lo que nosotros estamos completamente de acuerdo.

Pero como en España lo que sobran son mentes planas sin criterio propio  y a merced de lo que les metan en la cabeza por televisiones han sido muchas las críticas recibidas por Osborne, críticas injustificadas y basadas en lo que oyen, ven o leen de otros sin pararse a analizar datos reales de supuestas diferencias totalmente inexistentes.

Pero uno de los que más ha atacado a Bertín Osborne por esas declaraciones ha sido Gabriel Rufián. Rufián tiene absolutamente cruzado a Bertín Osborne y, cada vez que Osborne opina de algo, Rufián se vuelve absolutamente loco de atar y le lanza ataques sin cuartel como si el diputado y responsable político fuera Osborne y el presentador de televisión y cantante fuera Gabriel Rufián.

Y lo peor, Rufián lanza el ataque con datos no contrastados, no fiables y rebatidos por todo el mundo en las redes sociales. Habría que recordarle a Rufián que aquí el que vive del dinero de todos es él y no Osborne. También habría que recordarle al cantamañanas separatista que aquí el único que fomenta las diferencias y el odio es él, pero entre todos los catalanes, sean hombres o mujeres, niños o ancianos, blancos o negros.

Y lo hace cuando distingue entre buenos y malos en función a si son favorables al separatismo o a la unidad de España. Que se preocupe más de cómo actúa él a cómo actúa gente que opina libremente y que, además, no tiene ningún tipo de responsabilidad política. Que se gane el fabuloso sueldo que cobra que, de momento, no se ha ganado ni el primer euro cobrado y que se deje de fobias, o que vaya al psiquiatra con urgencia.