ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO
ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM
ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

Begoña Gómez llevaba demasiado tiempo sin tomar una buena dosis de ese protagonismo que tanto le gusta tanto a ella como a su marido y lo necesitaba como el comer. En vanidosos y egocentristas como el matrimonio Sánchez Gómez el protagonismo es una parte fundamental en sus vidas y lo necesitan, además, con su buena dosis de difusión.

Y para ello utilizan las redes sociales, la prensa, la televisión, la radio o lo que haga falta. Y llegada la cumbre del G7 que se va a celebrar en Biarriz en los próximos días, tanto Sánchez como Gómez no podían evitar tomar su dosis de vanidad correspondiente, como si fueran unos yonkis con un serio problema de adicción.

Y ahí que han ido ellos en plan actor de Hollywood pasando por la alfombra roja de los Oscar a mostrarnos modelito, a lucir el palmito y a mostrarnos a todos de qué forma les recibe el ejército francés y les rinde honores. ¿Han visto semejante despliegue de fotografías en otros presidentes? Estamos seguros que no. ¿Han visto ustedes a otras esposas de presidentes buscar tanto protagonismo como el que busca siempre Begoña Gómez? Estamos seguros que tampoco.

Pues nos hemos vuelto a encontrar de nuevo a Begoña Gómez en medio, como siempre, en la foto que no tiene por qué estar para que su ego crezca aún más de lo que le debe crecer a diario. Begoña y Pedro, Pedro y Begoña, dos personajes que en su vida se han visto en otra igual y que lo exprimen al máximo porque encima es gratis ya que lo pagamos todos. Mucho ojo con lo que ustedes comen, cualquier día se van a encontrar a Begoña Gómez también en la sopa.

1 Comentario

  1. ¿Pero están ustedes seguros de que es una mujer de verdad…?
    Mi esposa me dice que tiene pintas de ser un TRAVESTÍ.

Comments are closed.