xenofobia separata
La solidaridad con la niña llegó a las puertas de su colegio

ÚNETE A NUESTRA NUEVA PÁGINA DE FACEBOOK. EMPEZAMOS DE CERO

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

Parece que en Cataluña los postulados separatistas se imponen; y la xenofobia de esta gentuza hacia todo lo que huela a España también. Los separtas ganan y los que no lo son han de esconderse y huír, como ha ocurrido con la niña de Tarrasa que fue agredida por su profesora por el mero hecho de dibujar una bandera de España y que ahora abandona el colegio junto a sus otras dos hermanas, según ha informado el diario ABC.

Sí, la sociedad catalana está enferma y algo hay que hacer, porque no es lógico que la niña agredida sea la que se tenga que ir del colegio (junto a sus dos hermanas), mientras que la profesora contiunará dando clase en el centro educativo. El mundo al revés. (Una profesora agrede, “cogiendo del cuello”, a una niña de 10 años en Tarrasa por pintar en su cuaderno banderas de España)

¿Qué habría ocurrido si hubiera pasado lo contrario?, ¿qué habría pasado si una profesora agrede a una niña por pintar una bandera catalana? Imagino que estará en la mente de todos, seguramente la profesora ya habría sido sancionada y apartada de ese colegio, sino expulsada de la carrera docente y la niña habría sido considerada una héroe para el separatismo catalán y convertida en un símbolo de la lucha contra España.

Lo que está claro es que la xenofobia separata se ha impuesto en Cataluña, y lo ocurrido con esa niña es un claro ejemplo.

 

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL