Lesbianas asesinan hijo de 9 años por ser varón
El pequeño Rhuan Maycon

ÚNETE A NUESTRO NUEVO CANAL DE TELEGRAM

ÚNETE A NUESTRA NUEVA COMUNIDAD EN VK

Aberrante

Es prácticamente imposible que encuentres esta información en alguno de los grandes medios nacionales o internacionales. Nadie te va a contar lo que le han hecho dos lesbianas feministas al hijo de una de ellas, Rhuan Maycon de 9 años, por ser varón: amputarle el pene y al cabo de dos años asesinarle.

Rhuan Maycon da Silva Castro era un pequeño de 9 años que vivía con su madre de 27 años, Rosana Auri da Silva Cândido, y con la pareja de esta, Kacyla Priscyla Santiago Damasceno Pessoa, de 28 años.

Hace cerca de dos años, y según las autoridades de Samambaia (Brasilia), el pequeño Rhuan fue sometido a una rudimentario cirugía por la que se le amputó el pene y le intentaron formar una especie de vulva. Posteriormente, estas dos ratas rebautizaron a Rhuan, le dejaron el pelo largo y comenzaron a vestirle de niña.

Rosana Auri da Silva Candido y Kacyla Priscyla Santiago,

El niño rechazó todo esto y, ante este rechazo, las dos miserables sometieron al niño a un cautiverio hasta que el pasado 1 de junio le asesinaros mientras dormía cosiéndole a puñaladas.

Por si esto fuera poco, las asesinas intentaron quemar los restos del menor en una parrilla pero desistieron de hacerlo por la gran cantidad de humo que generaba la parrilla. Optaron entonces por descuartizar al pequeño trasladando sus restos en maletas de las que trataron de deshacerse. Finalmente fueron detenidas por la Policía tras ser alertados por algunos vecinos de las asesinas.

A extremos tan terribles como este se puede llegar cuando la dictadura de la ideología de género se pretende imponer de la forma en la que se está haciendo. A unos extremos en los que cierta gente se vuelve absolutamente loca, como estas dos cucarachas, y acaban cometiendo aberraciones como las que cometieron con este pobre niño solo por ser varón.

A pretender imponerse de tal forma que, para muchas personas descerebradas puede convertirse en mucho más importante el sexo de cualquier persona, que algo fundamental como que sea tu propia hijo. Y lo peor, noticias como estas se ocultan para que no trasciendan a la masa aborregada que lo compra todo por pura moda. Asco absoluto.