Pareja ancianos robo piso okupas
Imagen de la noticia (Vídeo de Telemadrid?

Su casa ocupada no una, varias veces

Clama al cielo lo que está sucediendo en España con el asqueroso fenómeno de los okupas. Clama al cielo tener que escuchar a una anciana, a la que le han okupado la casa varias veces, tener que decir que lo único que quiere es “volver a su piso” y que no le “roben más”.

Eso es lo que pasa en el madrileño barrio de Villaverde con una pareja de ancianos de 68 y 72 años cuya casa ha sido ocupada ya por dos veces. La primera vez consiguieron que los “okupas” se fueran y entregaran las llaves de la casa pacíficamente. Pero la segunda vez, los mismos que habían ocupado su casa ya una vez, llamaron al timbre y cuando los ancianos fueron a abrir la puerta se encontraron con ellos, los agredieron y los echaron fuera de su propia casa.

Y algo así, que en cualquier país normal se tendría que arreglar con la simple intervención de la policía, en España supone un largo y duro trámite judicial en el que las personas, para recuperar algo que es legítimamente suyo, tienen que irse a un juzgado para echar a los miserables, a los mugrientos, a la bazofia que entra por la fuerza en su casa.

Cuando el “okupa” presidente del gobierno habla de los problemas de España nunca habla de este gravísimo problema que están sufriendo muchos españoles y muchísima gente indefensa. Porque estos miserables, estos ladrones que se hacen llamar a sí mismos “okupas”, no son más que unos delincuentes, unos vividores, unos vagos y unos maleantes que, además de todo eso, son unos cobardes asquerosos que en muchos casos, como este llegan incluso a agredir a unos ancianos.

El buenismo y la soplagaitez han llevado a este país a tener que soportar cosas como estas. Unos desgraciados entran en tu casa, te pegan y encima te echan de propio hogar. ¿Y el gobierno? ¿Y las autoridades? A por uvas.