Susanna Griso Abascal Vox Leganés
Santiago Abascal, Susanna Griso

Dicen que en la vida siempre hay que fijarse en los pequeños detalles

Es evidente que, a pesar de que a Susanna Griso le chirría tanto Vox como Santiago Abascal, llevar ahora al líder de ese partido a cualquier programa garantiza éxito de audiencia tanto de los partidarios como de los críticos.

Pero Griso, incapaz de disimular, intenta siempre que puede rectificar a Abascal y ponerle en aprietos cada vez que lo entrevista. Lo habitual es que el candidato de Vox salga triunfante de los intentos de encerrona de Griso pero el “detallito” que hemos visto hoy de la presentadora es uno de esos detalles que podrían resultar, digamos, llamativos.

Estaba hablando Abascal de las encuestas y de lo poco que creen en Vox a unas encuestas evidentemente manipuladas por los “Tezanos” de turno. Y para reafirmarse en su respuesta recordaba que las mejores encuestas eran las que eles daba “la calle”. Recordaba entonces la afluencia de público en sus últimos mítines y especialmente el que tuvo lugar en Leganés este fin de semana al que asistieron unas 8.500 personas.

Y en ese momento fue cuando llegó la “cuñita” de Griso así, como quien no quiere la cosa. “Sí, pero quedaron 800 plazas sin cubrir”. Es decir, en una aforo como el que consiguió Vox en Leganés, Griso se ocupó de dejar claro que hubo 800 plazas libres, ¡sobre 8.500 asistentes en el llamado cinturón rojo de Madrid!

La verdad es que produce hasta risa la infantilidad de toda esta gente y como intentan manipular hasta llegar a rizar el rizo. ¿Si hubiera tenido delante a Pedro Sánchez le habría preguntado sobre los 1.000 asistentes que habían ido a Sevilla a verle? No, ¿verdad? Pues eso…

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL