indignos del PSOE

Ayer Pablo Casado llamó a las cosas por su nombre y dijo lo que una gran mayoría de españoles pensamos, incluidos votantes socialistas. El candidato del Partido Popular a la presidencia del Gobierno se limitó a decir una obviedad que ha indignado a los indignos del PSOE y es que “Pedro Sánchez prefiere manos pintadas de sangre que pintadas de blanco”.

¿Y es que no es cierto?, ¿Pedro Sánchez no ha llegado al palacio de la Moncloa gracias a los votos de Bildu?, ¿no es cierto que la pasada semana aprobó reales decretos gracias al voto de los herederos de ETA?, ¿a qué viene ahora tanta indignación?

Vergüenza le tendría que dar a Pedro Sánchez, Carmen Calvo, José Luis Ábalos y demás indignos del PSOE gobernar España gracias a los que tienen las manos pintadas de sangre. Porque eso si que es indigno.

Pero no, los indignos del PSOE prefieren criticar a Pablo Casado en vez de mirarse al espejo, en vez de romper con esa deriva que va a acabar con el PSOE, por mucho que las encuestas digan otra cosa en la calle se palpa otra muy distinta. Y es que mucho votante socialista de bien, la gran mayoría, se avergüenza de estos pactos, de estos acuerdos y les duele ver a su partido de socio de los filoterroristas de Bildu y de los separatistas. En definitiva, de la mano de los enemigos de España.

Aplaudo las valientes palabras de Pablo Casado, porque hay que llamar a las cosas por su nombre y este PSOE de Pedro Sánchez prefiere las manos pintadas de sangre de los amigos de ETA a las pintadas de blanco, las de los españoles de bien.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL