El hombre de las mil caras

Si llevamos mucho tiempo calentando el aceite sin echarle pitanza, puede pasar dos cosas, una, que arda el combustible por no echarle nada o que la cocina salga ardiendo y se queme el preciado oro líquido. Todo cuanto se habla y se escribe con demasiados retrasos  al hombre de las mil caras, a ese  inservible ser después de lo que ha hecho con España y seguirá haciendo el tal Sánchez, que como el actor de la película de la misma cabecera, necesitaba todo tipo de mejunjes —como el actor James Cagney protagonista de esta película— para salir en la tele, ni que se afeite y coloreen su cara, se ponga lo que se ponga no necesita atuendo nuevo, eso sí, siempre sale con distinta cara, aunque a decir verdad camuflado con desigual pelaje. Comprendo que hay que hacerle el juego, puesto que estamos en democracia y puede presentarse cualquier individuo persona y a pesar de todos su infortunios y desgracias para España, su partido y con las veleidades que ha  hecho le deja para hacer lo que no ha hecho antes, dejarle en  unas sufragios en el redondel de nuestra España, donde este personaje entra en lid con otros partidos y serán las primeras elecciones  que se presenta para los designios de nuestras nación el día 28 de abril para seguir a lo largo de estos 4 próximos años.

Pues este individuo si la vida no le pasa una mala pasada, los españoles les hemos dejado la vida que no esperaba nadie, ni él, es decir, le dejamos una buena y suculenta soldada para el resto de su vida. He leído en redes sociales que “este individuo “ha convocado Elecciones justo el 28 de abril. El próximo Presidente tomará posesión mínima el 2 de junio. Ese día Sánchez si es el elegido—completa 1 año y un día en el cargo, plazo necesario para llevarse según el ESTATUTO DE EXPRESIDENTES los 90.100 euros de paga vitalicia. ¡Jugada maestra! Y posiblemente con solo media hora en la Moncloa este individuo además se ganaría un sueldo vitalicio de alto ejecutivo como expresidente, con ello alcanzaría además del sueldo mencionado. Y según Libre Mercado “Además del salario, el Real Decreto establece en su artículo 3 que “los Ex Presidentes tendrán derecho a contar con dos funcionarios (un asistente personal y un secretario), con una dotación para gastos de oficina “atenciones de carácter social y, en su caso, alquiler de inmuebles…” y no sé si puestamente si tiene habitación un colchón para los descansos. ¿Y qué? puestos a pedir, pues se pide, y santas pascuas.

Si esto es así, y no tengo por qué decir si es mentira, esta España está podrida, adormecida y un poco desequilibrada, A pesar de todo, este hombre de las mil caras, podría ser el más cuerdo de todos. Ha sabido esperar y dejar en su equilibrio los días para las nuevas elecciones, ha visto los momios y gangas que se le otorga solo por estar un día de Presidente. El hombre de las mil caras ha sido el Presidente que más ha gastado los euros del tesoro público y encima se le da la oportunidad una vez más su partido de presentarse no obstante sea de conveniencia y alevosía. El hombre de las mil caras siempre será lo que mi amigo y compañero Gabriel dice de este sujeto un plagiador, embustero y perdedor de todas las elecciones.