Cristina Fallarás

Increíble

Que digamos que Cristina Fallarás aparecía bebida en un programa de TV3 no lo hacemos por las habituales que suelta esta “joyita” por su boca, lo hacemos por ver la forma de hablar que tiene en el programa y por sus gestos, que la delatan.

Pero no solo nos ha pasado a los que hemos visto el vídeo sin más, también es bastante evidente el gesto realizado por uno de los invitados a ese programa a quien también debió llamar la atención cómo hablaba y como se movía para explicar no se qué sandez que se le estaba pasando por la cabeza sobre Vox.

El caso es que parece claro que la situación en la que iba Fallarás a ese programa no era la más adecuada y eso, en una persona como ella, es mucho más peligroso porque las tontería que suele decir, en casos como este, se multiplican por diez.

Fallarás hace muchos años que ha perdido el norte por completo. Nos vendió en su momento su ruina económica y su desahucio, nadie bromea con esas cosas y nosotros nos lo creemos. Pero parece que lo que busca Fallarás en estos momentos es no volver a pasar por esa situación y parece que la mejor solución que ha encontrado es posicionarse en la extrema y ridícula izquierda y en el más extremo y ridículo de los feminismos.

Mientras tanto lo único que da en estos casos es pena porque una persona normal no dice las chorradas que dice habitualmente. Entendemos que no quiera volver a pasar por situaciones anteriores pero no se entiende que para ello tenga que optar por unas posiciones tan ridículas como artificiales.

Porque se nota. Se nota que muchas de las cosas que dice las dice sin conocimiento y para venderse ante “su audiencia”. Y se nota, sobre todo, porque la mayoría de las cosas que dice las dice sin fundamento alguno y son fácilmente rebatibles por todo el mundo. Pero en este caso ya se ha pasado de rosca por completo. O está beoda o lo disimula muy bien.

1 Comentario

  1. Cada vez que esta individua, que no señora, aparece en alguna TV…, cambio de cadena.
    Con eso lo digo todo.
    Es una total y absoluta analfabeta, “producto” de las universidads públicas españolas, del exceso de drogas, de alcohol y de sexo (dicho por ella misma).
    Es “ganado” de tienta, de desecho,o como se diga en el argot taurino, es decir personas que no deberían hablar en público, pues no son ejemplo de nada, ni nada bueno pueden aportar…

Comments are closed.