Autopsia de Julen
Los padres de Julen

Julen murió el mismo día que cayó al pozo

Según se desprende de una información publicada por ABC, los datos preliminares de la autopsia realizada al cuerpo de Julen por cinco médicos forenses en el Instituto Médico Legal de Málaga, Julen habría muerto el mismo día que cayó al pozo y no habría sufrido una lenta agonía durante los días que se tardó en rescatarlo.

Según esos mismos informes, Julen habría sufrido un traumatismo craneoencefálico severo debido a la caída y múltiples traumatismos debido a la caída, además de erosiones producidas por los roces con las paredes del pozo durante la caída. El cuerpo del pequeño fue encontrado con los brazos hacia arriba debido al acto reflejo producido al caer.

Según esta misma información, la versión que habría dado el padre de Julen a la Guardia Civil es que al ver que el niño se caía por el pozo se lanzó agarrarlo, Julen levantó los brazos para tratar de agarrarse de su padre y fue ese el momento en el que fue succionado por el pozo.

Es difícil encontrar algo positivo en una desgracia tan grande como la que se ha producido con la muerte de Julen, pero saber que, al menos, el niño no ha sufrido una lenta agonía de dolor y miedo durante los días que estuvo atrapado en el pozo, nos deja a todos un poco más tranquilos.

Esta noticia no va a consolar a nadie y menos a su familia, pero dentro del sufrimiento normal que estarán padeciendo durante estos días, puede significar un pequeño consuelo.