El Parlamento venezolano, de mayoría opositora, ha aprobado declarar a Nicolás Maduro “usurpador de la Presidencia”. Además, ha aprobado solicitar a 46 países la protección de los activos del país en el exterior ante la usurpación de poder.

En un debate que tomó menos de dos horas, acordó “declarar formalmente la usurpación de la Presidencia” por parte de Maduro y, por lo tanto, “asumir como jurídicamente ineficaz la situación de facto” del líder chavista”.

La Asamblea Nacional busca también “establecer un marco legislativo que otorgue garantías para la reinserción democrática, de modo que se creen incentivos para que los funcionarios civiles y policiales, así como los componentes de la Fuerza Armada Nacional, dejen de obedecer a Maduro”.

Desde este momento, el Congreso considera “nulos todos los supuestos actos emanados del Poder Ejecutivo”. Asimismo, se creará un “marco legislativo para la transición política y económica, fijando las condiciones jurídicas que permita iniciar un proceso progresivo y temporal de transferencia de las competencias del Poder Ejecutivo al Poder Legislativo”.

Puedes leer a continuación el acuerdo usurpación final de la presidencia.