Bernardo Montoya Laura Luelmo mintió confesión Guardia Civil
Bernardo Montoya

Violó y mató a golpes a la pobre Laura

A pesar de confesar su crimen, Bernardo Montoya mintió a la Guardia Civil en la primera confesión que hizo tras ser detenido. Montoya retuvo a Laura la tarde del pasado miércoles durante varias horas y, tras agredirla sexualmente, propinó a la joven una paliza mortal.

Así lo ha confirmado tanto la autopsia, que certifica que Laura murió debido a un fuerte golpe en la cabeza, como la investigación de los dos móviles, el de Laura y el de su asesino, cuya ubicación les sitúa a los dos en casa de Bernardo Montoya durante la tarde del pasado miércoles.

También han aparecido restos de sangre tanto en casa de Montoya como en su ropa que este intentó limpiar con lejía. Las investigaciones desmontan, por tanto, la versión dada por Montoya en su primera confesión ante la Guardia Civil.

La autopsia de Laura ha confirmado, también, entre 48 y 72 horas después de su desaparición.

Excelente trabajo el de la Guardia Civil, como siempre, desmontando la primera versión dada por este malnacido que fue tan cobarde de no confesar como había matado a Laura Luelmo. Un sinvergüenza que lo justifica todo diciendo que se “encaprichó de la chica”. Un bichejo con dos muertes a sus espaldas y que no debería ver nunca más la luz del sol.