Pedro Sánchez ridículo Bruselas
Pedro Sánchez y Juncker (Twitter)

Su especialidad

Tengo mis dudas. Viendo la trayectoria del “okupa” de la Moncloa ya no sé que se le da mejor, si hacer el ridículo o mentir. Después de la sarta de mentiras que nos ha soltado desde que se hizo cargo del PSOE hasta el día de hoy, podría pensar que mentir. Pero con la racha que lleva, sobre todo en las últimas fechas, podría decantarme por hacer el ridículo.

Pero sea como sea, este ridículo y mentiroso presidente de gobierno que nos ha tocado en desgracia volvió hacer el ridículo en el día de ayer, esta vez en Bruselas y ante la Comisión Europea. Parece que cuando Sánchez ve un micrófono se lanza a él como alma que lleva el diablo para soltar alguna patochada. Ayer hizo lo mismo acompañado por el presidente de la Comisión Europea, Jean Claude Juncker.

Quieto paraooo…

En cuanto Juncker le vio lanzarse desenfrenado al micrófono le echó la mano a la espalda y solo le faltó decirle: “¡quieto paraooo!” Cogió al “okupa” del hombro y se le llevó de allí ante la sorpresa de periodistas y del propio Sánchez al que se le quedó cara de mendrugo.

Supongo que Sánchez pensaría: “un micrófono, vamos a contar mentiras”. Pero por suerte, Juncker anduvo raudo y veloz para impedirlo y esto es algo que le debería agradecer en primer lugar, Sánchez. Por lo menos ha habido unos segundos en los que no ha podido mentir, aunque no va a estar Juncker siempre ahí para salvarle…y salvarnos.