Noemí Galera Operación Triunfo Mecano mariconez
Noemí Galera

Alucinante

Van a tener un serio problema estos “triunfitos” del siglo XXI para intentar triunfar en la música usando canciones de otros reinterpretando, como hacen, el significado de las letras de algunas canciones a su manera. Han llegado estos imberbes de 20 años, recién salidos del cascarón, y nos quieren enseñar ahora a los que peinamos muchos más años que ellos lo que es bueno, malo o regular.

Pretenden darnos lecciones de educación, de vida y, lo que es peor, de convivencia y de tolerancia. Con esa mentalidad que tienen y esa libre, y absurda, interpretación que hacen no podrían cantar canciones de casi nadie. No podrían cantar canciones de Loquillo, de Alaska, de Los Ronaldos, con un líder tan tolerante él, y por supuesto tampoco de Siniestro Total, necesitarían un año de ingreso en un hospital si lo hicieran.

Pero después está el propio programa. Tan permisivos ellos con el independentismo y con el anti-españolismo, llegando a mandar a Eurovisión a un fulano independentista para representar a España, y tan preocupados porque en una canción aparece la palabra “mariconez”.

Las explicaciones de Noemí Galera

Y después están las explicaciones de la jefa de la academia, o lo que sea, Noemí Galera. Produce pavor que una persona ya entradita en años y con, se supone, una cierta independencia intelectual, de la razón a estos niñatos y les diga: “Me ha hecho replantearme que en los ochenta no esta escrito con esa intención, pero me hace replantearme que las letras, con el paso del tiempo, pueden tener otro significado”.

Las letras siempre tienen el mismo significado, en los ochenta y ahora. Lo que es ridículo, lo que es aberrante y absurdo es la interpretación, la absurda y ridícula interpretación, que se hace de las letras con el paso del tiempo. Lo que es ridículo es no enseñar a esos niñatos el verdadero significado de la palabra tolerancia y respeto.

Respeto que se le debe, para empezar, al autor de una canción que vais a usar para un programa. Respeto que se le debe a un autor que era mucho más moderno y tolerante que estos chicos treinta años atrás, aunque estos ahora se crean tan modernos haciendo sandeces como estas. Recordemos, años 80, la década de los cambios en España en todos los sentidos, en el músical, en la cultura en general, en lo social y en lo político.

¿Ahora les van a contar estos a grupos como Mecano, Alaska o Loquillo lo que era modernidad y cambios? Ahora se ve todo muy fácil y simple, pero que hubieran probado a hacer esa música y salir como ellos salían en aquellos tiempos. Lo revolucionaron todo y ahora estos quieren descubrir la pólvora. Parece mentira las tonterías que hay que oír, ver y leer.