consuelo ordóñez

Este fin de semana Consuelo Ordóñez, hermana del asesinado por ETA Gregorio Ordóñez y presidenta del Colectivo de Víctimas del Terrorismo (COVITE), ha vuelto a plantar cara al terrorista de Arnaldo Otegi. Y lo ha vuelto a poner en su sitio,algo habitual en ella pero que no debemos dejar de apoyar, aplaudir y alabar, por su coraje y fuerza frente a los terroristas y sus demás aliados y amigos.

El político separatista tenía la cara de decir lo siguiente:

<<Nosotros entendemos que este tema es un tema que fomenta la convivencia y la paz en este país (refiriéndose a vascongadas). Nosotros solemos decir que queremos vivir en un estado y una república sin desahucios, sin parados, sin recortes de derechos sociales, y también queremos decir hoy que queremos vivir en una república, en un país, sin presos políticos, sin deportados políticos y sin refugiados políticos. Por eso hoy vamos a volver a reclamar eso en Donosti, creemos que ya va siendo hora, que hay que dejarse de subterfgios, de debates estériles y que este es un país, una nación que tiene derecho a vivir sin presos políticos, sin refugiados y sin deportados. Y lo que le pedimos al gobierno del estado español es que respete la decisión mayoritaria de este país, que traiga a todos los presos inmediatamente a este país, que ponga en libertad a los enfermos y a los que tienen una cierta edad y que, en definitiva, entre todos y todas seamos capaces de elaborar una hoja de ruta que deje a este país sin presos politicos, sin deportados y sin refugiados políticos>>.

Ante esta nueva ignominia, Consuelo Ordóñez ha respondido como ella sabe hacer, con contundencia y claridad, con la capacidad y fuerza que da la dignidad y le ha dicho a este individuo:

<<Nosotros también los queremos en casa, pero recuerda que por tu culpa y la de todos los que hoy estabais en #Donosti los nuestros nunca regresaran. La paz y la convivencia las disfrutáis gracias a nosotros>>.

Mi aplauso para Consuelo Ordóñez, una vez más.