alfonso ussía

Una vez más Alfonso Ussía ha puesto en su sitio a Pablo Iglesias, en su colaboración habitual del diario La Razón, da su acertada opinión sobre la petición del líder de Podemos de exigir escolta policial.

Así empieza su artículo Alfonso Ussía (pincha aquí para ver mas artículos de El Diestro sobre Alfonso Ussía:

<<Hace pocos años, la animadversión, el odio y la tirria que sentía Pablo Iglesias por la Guardia Civil y el Cuerpo Nacional de Policía lo reconocía en público con especial orgullo. “Me emociono cuando veo en una manifestación que apalean a un policía”. En mi opinión, ese reconocimiento de emoción supera la línea del delito, pero ningún fiscal se tomó sus emociones en serio. In vídeo véritas. La animadversión, el odio y la tirria hacia nuestras Fuerzas de Seguridad del Estado permanecen en el páncreas del nuevo millonario, que transcurre por una época en la que el interés personal sobrevuela a sus aborrecimientos. “Los policías no protegen a la gente. Son matones al servicio de los ricos”. In vídeo véritas>>.

Y añade Ussía: <<Han pasado de ser gente a ser ricos, y se creen con el derecho de hacernos pagar a los españoles la seguridad de su chalé con amplio jardín y piscina. Ahora, los guardias civiles y los policías han dejado de ser matones convirtiéndose en ángeles custodios de quienes sólo les han dedicado desprecio, distancia y mala baba>>. Y lo mejor del artículo es lo siguiente: <<Durante 24 horas y todos los días del año seis guardias civiles ejemplarmente aseados, bien educados, honrados, morales, uniformados y dispuestos a dar su vida en el servicio, protegerán al individuo más sucio, menos aseado, peor educado, y enemigo de la libertad de cuantos tipos de su índole pululan por los entornos de la sierra del Guadarrama>>.

Y finaliza Alfonso Ussía diciendo: <<Pero lo que produce asquito es la exigencia de seguridad oficial permanente de quien ha despreciado y maltratado a las Fuerzas de Seguridad. Y no serán custodiados por ser ricos, que lo son. Los guardias civiles guardarán sus vidas y su lujoso hogar porque así se lo han ordenado. Los guardias civiles sólo entienden de deberes cumplidos y sacrificios constantes. Los matones son otros, y el nuevo rico los conoce mejor que nadie. Matones que se convierten en gallinas cuando se sienten inseguros. Nenazas>>.

Poco más se puede añadir a estas magistrales palabras de un artículo que podéis ver aquí.