Leche Pascual los gilipollas
Anuncio Leche Pascual (Youtube)

El nuevo anuncio de Leche Pascual

Ayer me encontré por Youtube con el nuevo anuncio de Leche Pascual. Sobre gustos no hay nada escrito, a mi me gusto, a otros no les gustará, pero decidí publicarlo e irme a ver la cuenta oficial de Twitter de la empresa láctea.

Tal y como yo me imaginaba, en la cuenta de Twitter estaba publicado el anuncio con un comentario de la compañía acerca de las bondades de sus productos y de las ganaderías de las que se abastecían. Como decía antes, a unos les puede gustar o no el anuncio y eso es lo que esperaba leer entre los comentarios, opiniones sobre el anuncio. Pero para mi sorpresa no fue esto lo que me encontré, fueron algunas respuestas como estas.

¿Por qué hay tanto gilipollas?

Y tras leer todas estas gilipolleces lo tenía claro, los gilipollas están saliendo hasta de debajo de las piedras, ¿por qué hay tantos? Porque hay algo evidente en todo esto y no hay más que ver esos comentarios, el gilipollas suelta sus gilipolleces y se cree que está sentando cátedra. ¿Será contagioso?

Y es que no merece la pena entrar en el debate animalista en el que andan metidos estos gilipollas, no tendría sentido y sería rebajarse a su terreno. El problema es que no se cortan ni un pelo, no tienen pudor alguno en soltar su mamarrachada y quedarse tan anchos. ¿Para cuántas cosas de las que ellos hacen con absoluta normalidad pensando que respetan a los animales y fomentan su veganismo habrá sido necesario el sacrificio de animales?

Ni lo han pensado ni lo pensarán, esa es una capacidad de la que evidentemente carecen. Mientras tanto deambulan por el mundo, su voto vale igual que el de una persona normal, no digo inteligente, digo normal y encima son los que más levantan la voz.

Supongo que el community manager de Leche Pascual pensaría cuando encontró su empleo que su trabajo sería una especie de trabajo chollo. Una cuenta de Twitter no problemática, que no generaría debates y que no le haría sudar la gota gorda. No pensó que los gilipollas salen como los cardos en las carreteras, casi sin necesidad de agua. Quién iba a pensar que hasta en un caso como este los gilipollas tendrían algo que decir…

Que trabajen como trabaja un ganadero. Sin fiestas, sin bodas, bautizos ni comuniones. Que trabajen y que se dejen de estar haciendo todo el día el gilipollas.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL