• El presidente asegura que el Gobierno tiene muy claros los límites y pide respeto a la legalidad.
  • Torra le responde que es un problema “político y que le debe “obediencia” al pueblo catalán.

El jefe del Gobierno, Pedro Sánchez, advirtió ayer al presidente de la Generalitat, Quim Torra, que sabe “perfectamente cuál es el camino que le depararía volver al unilateralismo, la quiebra de la legalidad y el desacato”.

Así lo dijo en la conferencia de prensa que ha ofrecido en Bogotá junto al presidente de Colombia, Iván Duque, y al plantearle lo que podría ocurrir si el president le lanza un ultimátum para celebrar un referéndum de autodeterminación.

El presidente del Gobierno ha considerado que cuando Torra dice determinadas cosas, no se está dirigiendo a la mayoría de catalanes, a la vez que ha recalcado que la política debe estar al servicio de la convivencia y todos los actores catalanes deben contribuir a ella, y no a la fractura social.

Sánchez, sin aludir explícitamente a la aplicación del artículo 155 de la Constitución, ha asegurado que el Gobierno tiene muy claros los límites porque España es un estado social y democrático de derecho en el que se respeta la legalidad, aunque no se ha referido expresamente a la posibilidad de tener que recurrir de nuevo a la aplicación del artículo 155 de la Constitución si se traspasan esos límites. “Dentro de la legalidad, el Gobierno está dispuesto a hablar con el Govern. Lo que tiene que hacer es representar a la mayoría de los catalanes que quieren acabar con esta crisis de convivencia y fractura que vienen sufriendo de unos años a esta parte”, ha añadido.

En ese sentido, Sánchez ha insistido en que la política debe estar al servicio de esa convivencia. Respecto a la creciente tensión que se vive en esa comunidad autónoma por la colocación de lazos amarillos en las calles, el presidente del Gobierno ha subrayado que la seguridad afecta a todos, tanto a las administraciones públicas como a los partidos políticos.

Torra le recuerda que es un problema “político”

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha respondido hoy al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, que el Govern apuesta por buscar una solución política “a un problema político” y que defenderá siempre la vía del diálogo, la “no violencia” y “la obediencia al pueblo de Cataluña”. El president dice saber “perfectamente cuál es el camino que le depararía volver al unilateralismo, la quiebra de la legalidad y el desacato”.

 


“Querido presidente Sánchez, creía haber entendido que a un problema político íbamos a buscarle una solución política”, ha escrito Torra, que esta mañana realizará una visita institucional a Perpiñán (Francia) y presentará una exposición sobre el referéndum ilegal del 1 de octubre. “Por nuestra parte, siempre nos encontrarás en la vía de la obediencia al pueblo de Cataluña, el diálogo, la convivencia y la no violencia. Un abrazo”, añade Torra en el tuit.

Ver más

Imagen: https://www.flickr.com/photos/omniumcultural/41581382054/