terroristas de Barcelona

El Ayuntamiento de Alcanar les concedió una ayuda alimentaria

Los yihadistas que cometieron los atentados de Barcelona y Cambrils llegaron a empadronarse en el chalet de Alcanar que ocupaban ilegalmente y dos miembros de la célula, Youssef Aalla y Younes Abouyaaqoub, recibieron ayudas sociales por parte del Ayuntamiento de Alcanar, según consta en el sumario judicial y ha avanzado TV3.

Los terroristas se establecieron en la casa de Alcanar al menos cinco meses antes de cometer los atentados y la convertieron en su base de operaciones y fue el lugar donde prepararon los explosivos, lo cuales explotaron finalmente allí mismo. Youssef Aalla y Younes Abouyaaqoub llegaron en abril del año pasado, y posteriormente lo hicieron el resto de los yihadistas y el imán Es Satty.

Dos trabajadores sociales del consejo comarcal del Montsià visitaron aislado y Abouyaaqoub cuando iniciaron los trámites para empadronarse en el chalet abandonado y, durante los cuatro meses que estuvieron registrados, ambos terroristas recibieron una ayuda alimentaria por parte del consistorio de Alcanar.

Mientras tanto, los vecinos afectados por la deflagración de la casa ocupada por los terroristas reclaman ser tratados como víctimas del terrorismo y critican que han tenido que pagar las obras de remodelación de su propio bolsillo.

Uno de los testigos declaró a la televisión pública catalana “he tenido que asumir la reparación con la ayuda de mis amigos”. “Cuando reclamé que me pagaran por los daños sólo me dieron 8.500 euros”, ha explicado.

Leer más