diputado extremeño Morales

En respuesta a las manifestaciones realizadas ayer, en el acto celebrado en el Cementerio de Badajoz por el Secretario Provincial del PSOE, Rafael Lemus, digo:

El PSOE se cree con legitimidad para hablar libremente de los demás, con la “Losa de indignidad” que ellos tienen en la historia de ese partido.

El PSOE debe pedir perdón por amparar las actitudes mafiosas, contra la Libertad de expresión, del Alcalde y Concejales socialistas de Alburquerque.

El PSOE debe pedir perdón por abanderar sus dirigentes el estado de terror e impunidad en toda España durante 1.934 para que, en Octubre de ese año, se comenzara a fusilar a Guardias Civiles y Policías, con el fin de Alzarse contra el Gobierno legítimo, elegido en Noviembre de 1.933.

El PSOE debe pedir perdón por el fraude y violencia desatada a partir de las elecciones del 16 de febrero de 1.936, donde ha quedado demostrado, la intimidación que utilizaron en muchas provincias, para violentar los resultados en todas aquellas en las que perdieron las elecciones.

El PSOE debe pedir perdón por el Asesinato del Líder de la Oposición, José Calvo Sotelo en 1.936.

El PSOE debe pedir perdón, y devolver los Miles de Millones de Pesetas y todo el Oro robado por los Cobardes Indalecio Prieto, Juan Negrin y Largo Caballero, al Banco de España en Septiembre de 1.936, con el que huyeron de España para vivir como reyes, dejando aquí la guerra que ellos provocaron.

El PSOE debe pedir perdón, al continuar mintiendo sobre la guerra civil, y mantener aún los mitos de su propaganda “Guernica y matanza de Badajoz” desde 1.936, ampliamente desmontada por historiadores solventes y documentados.

El PSOE deberá pedir perdón hoy, o algún día, por mantener la persecución “Guerra-civilista” al discrepante, falsear la historia, reescribirla, e imponer el proyecto totalitario de la Memoria Histórica, que no es, ni democrática, ni histórica.

Que se convenza el PSOE, no podrán borrar la historia, ni adoctrinar al pueblo en la mentira, ni imponer una verdad artificial e ideológica, ni ganar la guerra civil ochenta años después, ni quebrar la voluntad real, histórica, democrática y de agradecimiento de un pueblo cómo Guadiana del Caudillo, fiel a la verdad histórica y la dignidad colectiva.

Por último, si el PSOE quiere saber quién es el Mayor Franquista que se sienta en la Asamblea de Extremadura (Documentado y Acreditado), que no se preocupe, que tendré la oportunidad de decírselo a la cara en el propio Parlamento el día que me dejen hablar.

 

Juan Antonio Morales Alvarez

Diputado de la Asamblea de Extremadura

Fuente

El genocidio católico perpetrado por la II República que aún no se reconoce como tal.

Poca memoria de la ‘Memoria Histórica’. Olvidan la quema de Iglesias y Conventos en la 1ª República.

Las brutales y sádicas torturas que se practicaban en las checas.