sanidad

Si aún nos queda algo por descubrir, sería inverosímil pensar que queda algo para sorprendernos, mira por donde llevamos dos días alarmados los españoles, y porque no comunicarlo: Sanidad retira más de un centenar de medicamentos para controlar la hipertensión. Además se da la paradoja que es por una sustancia— lo anuncia como cosa “importante” dando la alarma que esta medicación y después de detectar una impureza “probablemente carcinogénica.” en lenguaje vecinal— “Que podría a producir cáncer”. La noticia es más que sensacional, pero en el siglo XXI, no cabe más desvergüenza y falta de respeto por parte de la Sanidad Española, así de claro y así de serio pero angustiado e impaciente por la noticia escueta que se ha dado.

En España hay unos 14 millones de hipertensos y más de 4 millones padecen esta patología sin haber sido diagnosticados en el año 2015, según las estadísticas de ese año. Hagan cálculos y verán los hipertensos que hay en España. La broma no es barata cuando se trata de laboratorios que aunque sean fabricantes de genéricos haya laboratorios de notoriedad  internacional; ahí no queda la cosa: la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios ( AEMPS) informa acerca de la detección de N-Nitrosodimetilamina (NDMA) en el principio activo valsartán fabricado por ZhejingHuahaiPharmaceutical Co. (Ltd (BS 1) ChannanSite, RC-317016 (China).Dicha impureza se ha generado como consecuencia de un cambio en el proceso de fabricación de valsartán autorizado por el EDQM (siglas en ingles de European Directorateforthe Quality of Medicines & HealthCare, Dirección Europea de la Calidad de los Medicamentos) del Consejo de Europa.

He querido resaltar el fenómeno de esta fabricación en China, sean de donde venga la fabricación de productos farmacéuticos—aquí está la madre del borrego y de la borrega—a todos los laboratorios españoles residentes en España, se les exige trabajos clínicos muy exhaustivos y muy profundos de las materias primas de los medicamentos, con  cobayas  e incluso con enfermos ofrecidos  para hacer estos trabajos. Supongamos que en  China, no tienen estos requisitos indispensables y necesarios que tenemos en España, esto deben saberlo los laboratorios que desarrollan e investigan las materias primas, como en este caso del medicamento Valsartán para controlar la hipertensión. Aquí no me cuadra la circulatura del círculo. Es más, ¿quién tiene la culpa  de todo este  exceso  de confianza de las autoridades sanitarias?  En un supuesto será la propia empresa China o la OMS e inclusive la Dirección Europea de la Calidad de los Medicamentos) del Consejo de Europa o también la agencia de misión y visión  de medicamentos y productos sanitarios, etc. etc.Con la salud no se juega, es más, el control de los medicamentos como se ha visto en esta ocasión ha sido de un abandono, decidía  total que raya y podría ser punible, las aclaraciones que se han dado por la parte sanitaria es que ha sido de una impureza llamada N—Nitrosodimetilamaina y  encima “probablemente carcinogénica. Ahí no queda la cosa, también se dice  que esta “alerta, que se debe a defecto de calidad, ha tenido lugar en múltiples países europeos y delresto del mundo”. Para que seguir, la alarma está dada, pero estas palabras últimas entrecomilladas me han dado  miedo por la poca claridad en este asunto y la insolencia con se ha dado por la parte médica en esta asunto.

1.000 milonessssss de eurossssss

Si te gusta El Diestro puedes…

Unirte a nuestro grupo de Facebook

Unirte a nuestra página de Facebook

Seguirnos en Twitter

También te puede interesar…

Buscar empleo en Curralia

Conocer todas las curiosidades del mundo de los toros

Leer sobre temas paranormales, OVNIS y misterios

Temas Curiosos

Cómo, qué, por qué, para qué…

Compartir
Artículo anteriorInvierno demográfico
Artículo siguienteSancheztanasia
José Medina Pedregosa
Nadie ama a su patria porque sea grande, sino porque es suya

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.