Agresores de Alsasua condenados
Pablo Iglesias con los familiares de los agresores de Alsasua

La Audiencia Nacional no lo considera terrorismo

Los agresores que apalearon a dos guardias civiles y sus parejas en Alsasua, Navarra, han sido condenados a penas de entre dos y trece años de prisión por la Audiencia Nacional. También ha sido descartada, por otro lado, la tesis de la Fiscalía que pedía que se contemplaran estas agresiones como un acto de terrorismo y de “fascismo en estado puro”.

Los jueces condenan a los ocho agresores por delitos de atentado a los agentes de la autoridad, lesiones, desórdenes públicos y amenazas, y aplica las agravantes de abuso de superioridad y de odio, al apreciar que la agresión se produjo por motivos ideológicos y por la animadversión de los agresores a la Guardia Civil.

La sentencia considera, así mismo, probado que los agresores actuaron guiados por su “su clara animadversión y desprecio hacia la Guarida Civil y por motivos claramente ideológicos”.

Nos alegramos de su encarcelamiento, pero nos gustaría que la sentencia hubiera sido más dura

La agresión producida contra los guardias civiles y sus parejas en Alsasua el pasado 15 de octubre de 2016, provocó en los agredidos graves secuelas que provocaron su hospitalización. A pesar de la alegría que supone una condena a prisión de hasta 13 años, nos hubiera gustado que las penas fueran más duras dada la clara influencia en los agresores del odio generado por sus simpatías con ETA.

De todas formas cabe esperar que esto sirva de escarmiento para unos auténticos fascistas que se creen que la calle es suya y que solo puede circular por ella los que ellos decidan. Imaginamos que desde ciertos grupos de la izquierda, conocidos por todos, se protestará por esta sentencia. Eso es algo a lo que nos tienen acostumbrados puesto que esos grupos han tratado a los agresores como héroes. ¿Verdad, Pablo Iglesias?