Dos empleadas de CCOO despedidas, reforma laboral del PP
Foto de archivo de CCOO

Rosa con cáncer en los dos pechos y Palmira en coma por una trombosis

Indigna leer la información que hoy publica elconfidencial.com acerca del despido de dos empleadas de CCOO. Rosa y Palmira trabajaban en CCOO y sufrieron dos enfermedades graves. A Rosa le detectaron cáncer en los dos pechos y Palmira sufrió una trombosis en una pierna que le provocó un coma y estar a punto de perder las piernas.

Tras estas bajas y amparándose en la reforma laboral por la que tanto se queja CCOO fueron despedidas. Como dice Rosa en la entrevista de elconfidencial.com, “lo más hipócrita de todo es que les despidieron con la reforma laboral del PP, con 20 días por año”. Y llega a reconocer que estando en la UCI su abogado estaba negociando su despido.

El caso de Palmira es igual de sangrante. Cuando estaba recuperándose en el hospital de la trombosis sufrida su Secretario General, Vicente Sánchez, fue a verla al hospital para anunciarle que debido a su situación iban a prescindir de ella. A todo esto las dos reconocen haberse puesto en contacto con el ex-secretario general del sindicato, Fernández Toxo, quien les contestó con un simple “yo no puedo hacer nada”.

Lo que piden para los demás no es válido para ellos

Es inconcebible que los sindicatos en España tengan tanto descaro. Lo que es valido para ellos, no es válido para los demás. Protestan por lo que hacen otros y ellos hacen exactamente lo mismo, me pregunto qué se han creído. Sus dirigentes no son más que una parte más de esa casta política a la que tanto critican cuando les conviene.

Gente acomodada que vive de lo público sin trabajar y que hace en su casa todo lo contrario a lo que intenta obligar a hacer a los demás. Por otro lado me pregunto dónde están esas mujeres tan progresistas ellas, que dicen defender los derechos de la mujer trabajadora. Qué hacen que están tan calladas ante una injusticia manifiesta como la que CCOO ha cometido contra Rosa y Palmira.

¿No van a protestar porque la empresa infractora, en este caso, es CCOO? Banda de hipócritas defensores solo de lo suyo y usurpadores de lo de los demás. Y después se preguntan que por qué no son creíbles. Si después de esta forma de actuar y de comportarse con dos empleadas todavía se traga alguien sus “píldoras”, o le falta un tornillo o no es más que lo mismo que esta casta.

Lea aquí la entrevista completa en elconfidencial.com

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL