Cámara coche, graba como le cobran
Captura de pantalla del vídeo (Youtube)
  • Un canadiense llamado Daniel Sheikhan se quedó boquiabierto, ojiplático, anonadado (cualquier adjetivo de sorpresa que se ocurra es válido), cuando revisó la grabación de la cámara de su flamante Mercedes-Benz S63 AMG, después de que lo dejara en el taller para una revisión.

El vehículo pasó 11 minutos en un concesionario oficial de la marca alemana, y los mecánicos en vez de examinar el coche en busca de averías, se dedicaron a un ‘trabajo’ más placentero. ¿Escucharon música en su interior? ¿Se hicieron ‘selfies’? ¿Fardaron un poquito con el ‘aparato?

¡¡¡No doy crédito!!!

Pues ni cortos ni perezosos, cerraron el capó, se subieron al vehículo y se fueron de paseo a disfrutar de un día soleado. O-O Eso se llama disfrutar en el curro. “Ya que no me lo puedo comprar, me doy una vuelta“, debieron de pensar. ¡¡¡Craso error!!!

Un ‘espía tecnológico’ les pilló con el carrito del helado. Y nunca mejor dicho porque el conductor y su acompañante compraron dos ice cream en un establecimiento cercano. Un fresquito refrigerio para la travesía. ¡¡¡Vaya par de águilas!!!

Sheikhan asegura, en un medio local, que pagó 700 dólares (430 euros) por 90 minutos de ‘agradable pasatiempo’ para los mecánicos. Ahora, ha denunciado al concesionario por cobrarle una reparación en la transmisión del vehículo, que, como demuestran las imágenes, jamás llegó a realizarse. Eso sí, se lo dejaron muy limpito.

Fuente