Se dice que la gran figura del toreo, Pedro Romero, ha sido el torero que mejor ha ejecutado la suerte de recibir. El rondeño recibía los toros a toda ley, llevando a cabo esta suerte con gran seguridad.

Pedro Romero se colocaba para recibir al astado, unas veces con la pierna izquierda delantada, otras con los pies juntos, dependiendo el éxito en la ejecución de esta suerte en el mando de la muleta y el buen uso del estoque, unido, lógicamente a la serenidad y arrestos para aguantar la acometida del animal.

Se une, además, que en la época en la que Pedro Romero desarrollaba su arte la suerte de matar era fundamental y era muy valorada por el público y más aún si se llevaba a cabo la suerte de recibir.

Durante su carrera como matador de toros, Pedro Romero dio muerte a más de 5.600 reses, a las que en casi todas las ocasiones mató recibiendo. Un torero para la historia, maestro de maestros.

La primera Escuela Taurina de España

Puedes ganar dinero asistiendo como público a programas de TV

Únete al grupo de El Diestro y Olé en Facebook

Si te gusta El Diestro y Olé puedes seguirnos en Twitter

Infórmate de las mejores noticias en El Diestro

https://www.eldiestroyole.es/2018/03/08/la-suerte-del-volapie/