Manolo Cal, Amparo Pacheco Goya
Manolo Cal y su madre Amparo Pacheco

Y no solo ha sido olvidada la gran actriz fallecida el 27 de abril del pasado año, también lo han hecho con el diseñador David Delfín.

El recuerdo de los profesionales del cine fallecidos

Uno de los momentos habituales en todas las galas de los Goya, es el recuerdo a los profesionales del cine fallecidos en el último año. Este año, el año de los abanicos rojos, han sido “olvidados” dos profesionales del cine. Uno es el diseñador David Delfín, la otra ha sido la actriz Amparo Pacheco que es la madre, además, del actor Manolo Cal.

Ante este olvido, y según reconoce el propio Manolo Cal, nadie se ha dirigido a él para darle ninguna explicación del motivo. Es más, en una entrevista concedida al programa “La Voz” de Cesar Vidal, Manolo Cal reconoció su indignación y haber estado esperando a que “llegara la P de Pacheco para que nombraran a mi madre”. Este hecho motivó que expresara su malestar a través de su perfil de Instagram.


Las palabras de Manolo Cal sobre la gala

También, y durante la misma entrevista, expresó su descontento con cómo se estaba tratando últimamente a las personas mayores. “Si no nos acordamos de nuestros mayores, mal va esto, mal va…” Así mismo recordó que “su madre era muy querida y que le satisface que la recordara tanta gente en redes sociales”.

Y dejó un mensaje para los responsables de la gala de los Goya: “Estoy resentido con una gala tan burda, tan zafia, tan grosera…Están consiguiendo llegar a las cotas máximas de la miseria”. Y recordó a los responsables, “voy a seguir tocando los cojones hasta que rectifiquen”.

¿A qué mujeres pretendían apoyar con el abanico rojo?

Viendo todo esto, uno se pregunta a qué mujeres pretendían apoyar con el tema del abanico rojo. Alguien que no es capaz de tener un recuerdo para una mujer pionera en el cine y el teatro, como lo era Amparo Pacheco, ¿cómo puede pretender con un abanico rojo reclamar más presencia de la mujer en la industria del cine?

Es impresentable el comportamiento de estos sectarios titiriteros. A la única mujer que pretenden apoyar es a la que encaje con su modelo de mujer exclusivo. Y ese no es otro que feminista y progre. Vergüenza debería darles no recordar a una mujer que ha dedicado su vida a la profesión. Y para ese recuerdo no hacía falta ningún abanico rojo. Lo que hacía falta es un poco de decencia.



Únete a nuestro grupo de Facebook

Únete a nuestra página de Facebook

Síguenos en Twitter

También le puede interesar

Todos Los Datos De Contacto Para Solicitar Empleo En Los Principales Bancos De España

Cincuenta inventos para cocinar muy útiles y muy novedosos

El rincón de Ordóñez

Federico Jiménez Losantos sobre los Goya: Lo de Pablo Iglesias no era smoking, era de Tip y Coll

El ayuntamiento podemita de Zaragoza edita una guía fomentando el consumo de drogas