oreja
Julio Aparicio

Navegando por la base de datos de jurisprudencia, en tareas de mi profesión de Abogado, me he topado con una curiosa sentencia que más bien es una auténtica crónica taurina. En la que un matador recurre una sanción por enterrar una oreja en el ruedo.

En la sentencia del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, Sala de lo Contencioso Administrativo, se enjuicia sobre un recurso presentado contra la sanción impuesta en noviembre de 1995 a un matador de toros por parte del Gobierno Vasco por una falta grave. Sanción consistente en una multa de 1.500.000 de pesetas.

Resulta que el matador de toros el 6 de agosto de 1994, durante el desarrollo de la lidia,”tras la lidia de su segundo toro, el matador de toros sancionado, a la vista de todo el público presente en la plaza, enterró la oreja dada por el Presidente al tiempo que solicitó a un banderillero de su cuadrilla que fuese al desolladero en busca de la segunda oreja, la cual dejó en el estribo del coso”.

La sentencia no facilita los datos personales del diestro, pero tras una pequeña investigación he comprobado que se trata de Julio Aparicio y de su actuación en la Plaza de Toros de Vitoria.

La defensa del maestro Aparicio argumentó que “el acto del diestro de enterrar el premio recibido no constituye incumplimiento de ningún mandato, sino que es un acto del folklore tradicional por el que se expresa un sentimiento de disconformidad y un deseo de lograr mediante esa semilla frutos futuros en la plaza”.

El caso es que yo no tenía conocimiento de este proceder, he buscado por internet y consultado a aficionados y tampoco tienen notica de este “acto de folklore”. Un acto que me ha parecido muy curioso y que he querido compartir con todos los lectores y amigos.

Y ruego que si alguien sabe de algún otro antecedente o hecho parecido nos lo haga saber, pues desconocemos si lo de enterrar la oreja fue una creación del maestro Julio Aparicio.

Si te gustan los toros puedes visitar El Diestro y ¡Olé!

El absurdo cambio del final de la ópera “Carmen” de Bizet en Italia

También te puede interesar…

Las banderillas negras

1 Comentario

  1. Yo vi respecto a la noticia de usted de aparicio que enterro la oreja que también lo hizo jose maria manzanares padre en alicante sobre emcaño 96 a 97 no recuerdo bien eso de enterrar la oreja y no solo esa ocasión lo vi hacer varias veces.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.