espada
Escudo de la ciudad de Sevilla

Más tontos que botellines, como diría el castizo. Ahora resulta que Podemos en Sevilla carga contra la espada que el Rey Fernando III sostiene en su mano derecha en el escudo de la capital hispalense. Sí, para Podemos ese es un símbolo de violencia que debería ser retirado.

Y dicen más cosas, entre otras que San Fernando conquistó Sevilla, “donde reinaba un estado de tolerancia religiosa” ya tribuyen al escudo de Sevilla “una llamada a la conquista y a la guerra”. Concretamente en la propuesta presentada que se titula «Fomento e incitación a la violencia», Podemos textualmente dice lo siguiente:

«La espada ha sido, históricamente, un arma de guerra, máxima expresión de la violencia. Siendo, además, Fernando III, conquistador de la ciudad de Sevilla, donde reinaba un estado de tolerancia religiosa. Por si no quedara claro el mensaje, la presencia en la mano izquierda de un globo terráqueo representando al mundo deja a las claras que el símbolo representa la conquista mediante la guerra.

Asimismo, es conveniente recordar que la conquista de Sevilla produjo una limpieza étnica de gran parte de su población autóctona y degeneró muy pronto en un clima de hostilidad, odio, violencia y discriminación para los que optaron por quedarse. No es de recibo que el escudo de una ciudad que se ha manifestado múltiples veces de forma masiva contra cualquier expresión de violencia lleve implícita una llamada a la conquista y a la guerra».

Pero van a más, además de la espada a Podemos también le molesta la presencia de símbolos religiosos en el escudo de Sevilla, señalando que «la presencia de tres figuras santificadas en la religión católica, a saber, San Fernando, San Isidoro y San Leandro, expuestos los dos últimos con trajes de santos arzobispos, vulnera el principio de igualdad y no discriminación por razón de religión y el principio de aconfesionalidad del Estado».

Y todo esto en aplicación de la Ley de Memoria Histórica. Estos de Podemos son unos auténticos revisionistas. Y lo hacen desde el odio, el rencor y la incultura más absoluta.

Si quieres estar enterado de todo síguenos en Facebook

Otro artículo que te puede interesar…

El zasca de la memoria histórica

 

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL