Juez Marchena Joan Tardá
Montaje fotográfico Joan Tardá (@jsobrevive)

A Joan Tardá ya le vamos todos conociendo un poco porque lleva siendo diputado en el Congreso por ERC desde el año 2004 y continua siéndolo en esta legislatura. A pesar de llevar tantos años en el Congreso y en “Madrit”, todavía no ha aprendido a hablar correctamente español, algo exigible en muchos puestos de trabajo pero no en este y mucho menos en su partido, que tiene un senador indio que fue incapaz de hablar español ni siquiera en su juramento.

Pero Joan Tardá, a pesar de todo, qué decirles, es la alegría de la casa, el muchachito que siempre nos sacará una sonrisa por sus ridículos, además de la pasta que nos saca siendo diputado. Hacer el ridículo sería un problema para cualquier persona, pero no para Tardá que está tan acostumbrado a ello que ni se inmuta. Aquí varios ejemplos:



Ejemplo de ridículo 1: Dice que los que no critican critican y los que critican no critican, no dándose cuenta de que él ha sido uno de ellos.

https://www.youtube.com/watch?v=DNMMpbRngTs

Ejemplo de ridículo 2: No somos independientes porque la mayoría de catalanes no lo quieren.

Ejemplo de ridículo 3: Fíjense, en muchas escuelas públicas hay crucifijos, los creyentes no se lo merecen.

https://www.youtube.com/watch?v=Hy-ZE5kkWr4

Ejemplo de ridículo 4: El sábado que viene tendré la suerte de abrazar a Arnaldo Otegui, una persona que ha hecho mucho por la paz.



Pero no solo en televisión o por vídeo. Este profesional del ridículo esperpéntico más absoluto, no tiene problema alguno en hacerlo por escrito a través de redes sociales y las respuestas que recibe son como tremendos bofetones en toda la boca. A él le da igual, es todo un profesional y ni se inmuta.

Captura fotografía del Twit
Captura fotografía del Twit
Captura de fotografía del twit

Mientras tanto, el profesional del ridículo, Tardá, sigue cobrando de todos nosotros en el Congreso de los Diputados 8.435 euros mensuales en 14 pagas. Con fecha 20 de julio de 2016 disponía de 190.000 euros en cuentas corrientes, según aparece publicado en la web del Congreso en su declaración de bienes y rentas, además de disponer de un plan de pensiones de 117.469 euros.

Sí, ya lo sé, él será un ridículo pero nosotros somos unos imbéciles por permitir que alguien que nos insulta continuamente cobre todo ese dineral, quitado directamente de nuestros bolsillos. Estoy completamente de acuerdo.

 

También le puede interesar:

Artur Mas sigue cobrando un sueldo público de 111.000 euros al año y tiene derecho a chófer y oficina