Pues parece que los estatutos internos de la CUP son bastante claros e impiden a un candidato repetir en una legislatura más. Anna Gabriel ha sido parlamentaria desde 2016 y debido a estos estatutos no podrá repetir en la próxima legislatura, cuyo candidato será Carles Riera.

Por lo tanto Anna Gabriel se tendrá que poner a buscar trabajo y sobre todo un trabajo bien remunerado, acostumbrada a los sueldos que percibía, aunque después parte de ellos los tuviera que donar al partido. De los 5.843 € al mes que cobraba en 14 pagas, más 669 por gastos de desplazamiento, ella se quedaba con 1.402 €, yendo a parar el resto a las arcas del partido “antisistema”.


Desconocemos el talante y el perfil del nuevo candidato, Carles Riera, pero viendo a sus antecesores, la propia Gabriel, David Fernández y Antonio Baños, nos lo podemos imaginar. Creemos que al igual que ellos no observará demasiado su higiene y su presencia, pero se hará famoso gracias a sus exabruptos, como acostumbraban a hacerlo sus colegas.

Entonces el Currículum de Anna Gabriel dirá: “Antigua diputada del parlamento catalán busca empleo. El sueldo debe ser alto, el trabajo poco y el jefe lo debe aguantar todo”. Y, por si alguno de los que reciba ese Currículum no se acuerda de ella, también dirá: “la que se pasaba la mano por el sobaco para ver cómo olía”.