Jennifer perdió a su bebé a las dos horas y media de nacer. Ahora, comparte una imagen de la pequeña Madalyn y asegura que durante ese tiempo su hija le enseñó a tener compasión, empatía y amor.

Una madre muestra la foto de su bebé de su bebé de 21 semanas.

Una madre ha compartido una imagen de su bebé prematuro, nacido a las 21 semanas, para mostrar la humanidad la dignidad inherente de los niños en el útero.

style=”display: block; text-align: center;” data-ad-slot=”4810014146″>

En el texto que aparece junto a la imagen, publicada por la organización Save the Storks en Facebook, Jennifer afirma que los niños no nacidos no son “grupos de células” o “tejidos”, sino seres humanos únicos.

A pesar de que el bebé Madalyn sólo vivió dos horas después del nacimiento, su vida tenía sentido, y el tiempo que sus padres compartieron con él no tiene precio.

Sin embargo, la industria del aborto se empeña en deshumanizar a los niños que se encuentran en el vientre materno. La madre de Madalyn asegura en un mensaje que la retórica impulsada por Planned Parenthood y las instalaciones del aborto es “desalentadora” porque devalúa la vida humana:

“Según Planned Parenthood, un bebé no es realmente una persona hasta que nace y empieza a respirar. Según ellos, el aborto debe ser legal hasta la semana 36.

Conoce a Madalyn, nuestra hija nacida a las 21 semanas y 6 días.

Nuestra hija tuvo presencia en el mundo durante 2 horas y 37 minutos. La preciosa niña me ha enseñado compasión, empatía y amor.

Sueño con la hermosa niña de 7 años que sería hoy. Me duele recordar todo el tiempo que no he podido pasar con ella.

“Leer y escuchar todas las excusas que ponen las personas que se muestran a favor del aborto es más que desalentador” dice la madre

Leer y escuchar todas las excusas que ponen las personas que se muestran a favor del aborto es más que desalentador.

Un niño no nacido nunca es sólo “un grupo de células”. No son “sólo tejido” y te prometo que nunca son no deseados.

Hay miles de parejas que les encantaría apreciar a su hijo como el regalo más valioso. Cuando un niño muere, perdemos no sólo su vida, sino todo lo que se deriva de ellos.

style=”display: block; text-align: center;” data-ad-slot=”4810014146″>

¿Quiénes habrían sido? ¿Qué habrían hecho? ¿Con quién se casaron? Dios creó a cada uno de nosotros a su imagen y para un propósito. Un niño no es una opción y su vida nunca debe ser tirada.

La vida no debe ser desechada porque algunos la consideran como un inconveniente. Toda vida es preciosa y debe ser protegida”.

Fuente https://www.actuall.com/vida/una-madre-comparte-la-foto-de-su-hija-nacida-a-las-21-semanas-mi-bebe-no-era-un-grupo-de-celulas/