El juez de menores cuenta su experiencia tras preguntar “a un chaval por las notas y luego por los regalos de Navidad”

Buenas, soy Emilio Calatayud. Los Reyes Magos no aciertan siempre. También se equivocan. Un par de ejemplos. Pregunto a un chaval que cuántas asignaturas ha suspendido y me dice que cinco. “Pues entonces no te habrán traído nada los Reyes magos”, le digo yo. Respuesta: “¡Qué va! Me han dejado una moto y un móvil”. Eso con cinco suspensos, ¿qué le habrían dejado si sólo hubiese sacado un suspenso: un ferrari o un viaje por El Caribe? ¿O ambas cosas? “Es que mis padres son tontos”, concluye el chico.

Lee el artículo completo en el blog de Emilio Calatayud.

COLABORA CON NOSOTROS CON PAYPAL