Sigo el blog de Jose Luis de Valero desde hace varios años. Me parece un blog hecho por una persona inteligente, sarcástica, aguda, valiente y, sobre todo, fiel a sus ideas. Escribe sobre política, sobre ficción, historias reales e historias inventadas que no dejan indiferente a quien las lee por su agudeza, por su ironía y por la inteligencia con que trata cada asunto que relata o que emite en sus publicaciones de vídeo. Pero tiene un gran problema José Luis, que pertenece al lado oscuro de lo que en en este país se considera políticamente correcto. No es socialista, no es comunista, es valiente y no comulga (como hace la inmensa mayoría) con ruedas de molino.

En una de sus publicaciones, en un vídeo, relató un asunto que le había sido denunciado por un compañero bloguero. Una persona había sido denunciada, y condenada, en un juzgado por gritar: “¡Viva la Guardia Civil!” Cuando fue retenido por la policía autonómica catalana. José Luís, tras recibir esa información publicó este vídeo.

Tras este vídeo, José Luis, fue denunciado y sin tener antecedentes penales deberá ingresar en prisión por un periodo de 135 días. Se ve que en este país feudal los señores jueces son como una especie de casta plenipotenciaria a la que no se puede criticar y contra la que no vale la libertad de expresión.

Por otro lado es curioso que, con toda la que está cayendo en España, una persona como José Luis tenga que ingresar en prisión. He visto en redes sociales a pederastas hacer públicos sus deseos de sexo con niños sin que les pase absolutamente nada. Hemos visto a gente que se ha mofado de víctimas del terrorismo, gente que pide la muerte para policías, gente que insulta a España y a los españoles. Otros que insultan a la policía y Guardia Civil. Tenemos ejemplos más delirantes en los que responsables políticos catalanes están incumpliendo la ley un día si y otro también sin que les pase nada. Los Pujol reconocen sus aberrantes delitos y ninguno de ellos ingresa en prisión. Pablo Iglesias y sus secuaces dicen auténticas barbaridades todos los días y ahí siguen, tan panchos.

Pero a una persona intachable como José Luis se le va a hacer pasar por prisión por un vídeo como ese. El feudalismo en el que vivimos es tan descarado y vergonzoso que la mayoría de la gente que nos rodea tiene incluso una especie de síndrome de Estocolmo. Nos fríen a impuestos, nos fríen a multas, nos fríen a leyes injustas que siempre cumplimos los mismos. Pero mientras, los que hacen más ruido o tienen más poder se van de rositas de todos sus actos delictivos.

Mi voz no servirá para nada, pero ante injusticias de este tipo me parece una vergüenza permanecer callado. Pido la libertad para José Luis de Valero, no sólo porque su ingreso en prisión es completamente injusto. También pido su libertad porque es la muestra evidente de que en este país siempre pagan los mismos con hechos infinitamente menores que otros. Pido la libertad para José Luis porque, aunque nadie me escuche y nadie me lea, detesto quedarme callado ante estas aberraciones. ¿Que para ti es más comodo estar calladito? Pues que no te toque nunca, a ver si sólo vamos a mover el culo cuando los problemas nos afecten directamente. Recuerda aquello de cuando las barbas de tu vecino veas pelar.

#JoseLuisdeValeroLibertad